La Taberna de Isiladan

Esta taberna tiene ya sus años, algunos taberneros se han marchado, algunos han tomado el mandil y se han puesto a servir cerveza artesanal, o folk, o viking, o alternativa, o clásica o Simphónica, o gótica, en fin de la más Power que se puede encontrar por estos reinos, al fin y al cabo Odín dice que la cerveza de la taberna sabe a Metal.

viernes, 23 de febrero de 2018

Insania - Fantasy (A New Dimension) (2003)

Este es el tercer disco de esta banda sueca (lo de “Stockholm” es para diferenciarse de los Insania españoles pese a que sus estilos son completamente distintos) tras su “World and ice” del 96 y “Sunrise in Riverland” del 2000. Bueno, este “Fantasy” es el tercer trabajo de esta banda de power metal que llevan desde 1992 intentando hacerse un hueco dentro de la complicada escena musical actual.

Para la creación de este disco han cambiado de cantante sustituyendo Ola Halén al anterior vocalista de la formación, David Enriksson. Este cambio no ha hecho variar el estilo de esta banda que siguen encontrando en Stratovarius y sobre todo en Helloween a sus máximas influencias.

El trabajo ha sido producido por Mikka Karmila en los famosos estudio Finnvox en Finlandia y esto contribuye enormemente a que el sonido que ha conseguido la banda nos suene a multitud de discos oídos anteriormente. Esto no resta calidad al trabajo, que de hecho suena tremendamente limpio y potente, pero sí independencia y personalidad ya que tras escuchar el disco tu cabeza se traslada inevitablemente a multitud de bandas y álbumes que ya has escuchado mil veces. Esto no es algo negativo si te gusta este estilo y no pretendes encontrar en el disco más que eso, una buena ración de rápido y contundente “metal europeo”. Pero si buscas algo distinto o un poco de personalidad en la música que contiene estetrabajo, lo más probable es que a la segunda o tercera escucha te canses y aparques el disco entre los cientos de clones de Helloween que han salido en los últimos años. De hecho, es que hasta la portada realizada por Eric Philippe juega con el tal manido concepto de contraponer el bien y el mal, el día y la noche, el calor y el frío, el presente y el pasado, … que hemos visto repetido hasta la saciedad en los últimos años en discos de Sonata Artica (“Silence”), Stratovarius (“Infinite”), Warcry (“El sello de los tiempos”), … Bonita pero sin ningún rastro de novedad u originalidad.

No pretendo decepcionar a nadie ni decir que compre o no el disco pero hay que poner todas las cartas sobre la mesa. Si no te gusta el power metal, metal europeo, alemán o cómo prefiramos llamarlo, no te va a gustar este “Fantasy” en absoluto ya que eso es lo que contiene expresamente, una buena ración del más puro y actual “metal europeo”.
Dejando esto claro podemos seguir con la disección de este nuevo trabajo de la banda sueca.

Cabe destacar a este nuevo cantante de la banda con un estilo en la onda al más clásico Michael Kiske pero algo más melódico.

El sonido de teclado envolvente es protagonista del sonido de la banda junto a la melodía y rapidez aportadas por las guitarras (que son la base principal de la música de Insania) y el doble bombo constante que no para de acelerar el sonido de las canciones. Esto hace que todos los temas se ¿ muevan en una dinámica similar que a veces hace difícil distinguir y diferenciar entre una canción y otra. Pese a todo, me han gustado “Life after life” (en una onda similar al “Seven sign” de Yngwie) que abre el disco tras la inevitable intro; la cañera “Vengeance”; la pegadiza “Carry on” (con un potente sonido de bajo dominando el tempo del tema) que me recuerda mucho al “Paradise” de Stratovarius; y la más heavy “Face the king”, un tema con un sonido más clásico al estilo de Hammerfall que me parece el mejor corte del disco. Por cierto, se me olvidaba decir que Roland Grapow (Masterplan) ha colaborado metiendo algunos solos en los temas, rememorando quizás su ya pasada etapa con Helloween.

Reseña por: David Esquitino

TRACKLIST
1. Introduction
2. Life After Life
3. Illusions
4. Carry On
5. Master of My Mind
6. Universe
7. Face the King
8. Fantasy
9. Vengeance
10. Mankind
11. Reflections of Mine


jueves, 22 de febrero de 2018

Air Raid - Night Of The Axe (2012)


Esta banda se ha convertido en una de las bandas más exitosas de los últimos tiempos de la música pesada. Trae muchas cosas buenas de los años 80's hasta nuestra época,viene pisando sobre la huella del Heavy Metal mas puro, con riffs muy precisos y la batería bien fusionada con los pasajes del bajo, las guitarras son seguras, extremadamente técnicas y rápidas. El cantante Michalis Rinakakis merece un párrafo aparte, tiene una voz muy versátil, tanto que parece ser una mezcla de las grandes voces del Heavy Metal... a veces me recuerda a Eric Adams en los pasajes más agresivos y a veces me recuerda a Tobias Sammet en los pasajes más rápidos. El álbum es corto en duración, lo que hicieron fue filtrar solo el mejor material y dejar afuera las canciones que consideraron "mas flojas" por lo que no te vas a marear ni aburrir cuando llegues a la novena canción. Excelente banda, disco recomendado.

Tracklist
1. Treason 01:01
2. Night of the Axe 04:35
3. The Lost City 04:08
4. Highway Legion 03:49
5. Dying Man 06:11
6. Raiders of Hell 04:44
7. Call of the Warlock 04:31
8. Reminiscence 01:49
9. Riding Out 03:54
10. A Blade in the Dark 05:27



lunes, 19 de febrero de 2018

Unisonic - Light Of Dawn (2014)


Fué bastante evidente la expectación que se generó en torno a este proyecto llamado Unisonic cuando el padre del Power Metal Europeo, Kai Hansen, se unió a sus creadores... el bajista y productor Dennis Ward y el vocalista Michael Kiske, con el que fructificó una de las obras cumbres y de mayor influencia dentro del género Power Metal: el doble álbum "Keeper Of The Seven Keys".

Las miras y las posibilidades por parte de los seguidores de la vieja guardia -de dicho estilo musical- en volver a toparse con un añorado disco que recordase, en parte, los pretéritos tiempos de gloria, se vieron truncados con el álbum-debut de Unisonic que, si bien ofrecía muy buenas maneras dentro del ámbito hardrockero, borraba de un plumazo cualquier atisbo en cuanto al paralelismo sónico de sus piezas ochenteras.

Nuevamente nos encontramos con otra entrega discográfica de este proyecto con el reciente "Light Of Dawn", donde los Unisonic de la tripleta Hansen/Kiske/Ward han pretendido dar una vuelta de tuerca a su propuesta (pero sin abandonar el sello característico de su primer disco) y en el cual nos regalan varios temas en una onda más metalizada, evocando, en cierta manera, el sonido de las calabazas. Aunque quizás esto se pueda traducir en un arma de doble filo, ya que no vamos a presenciar un estilo claramente definido... No obstante, y obviamente, gana en variedad.

Entrando de lleno en lo que contiene este segundo trabajo de Unisonic, nos encontramos en su inicio con la detallista introducción orquestal "Venite 2.0", que nos enlaza directamente con el tremendo pelotazo "Your Time Has Come", claramente deudor de los Helloween ochenteros, y donde no solo se percibe magistralmente en su definición la gran forma en la que se encuentra la garganta de oro de Michael Kiske (tanto en las estrofas como en su mágico estribillo), sino también el colosal duelo que mantienen el dúo Hansen/Meyer en el solo de guitarras. Temazo, en mi opinión el mejor dentro de la línea metalera que nos propone aqui el grupo.

El claro sabor a su disco-debut nos llega con el single "Exceptional", un tema algo atmosférico que destaca por su progresión y sus cuidadas melodías vocales, sin demasiadas florituras instrumentales y donde el atractivo reside en su sencillez compositiva. Nuevamente denotamos la vertiente de las calabazas en el muy logrado "For The Kingdom", con Michael Kiske jugando con su registro vocal a lo largo de un tema que nos retrotraerá a los dorados años 80s con su maravilloso estribillo y su muy conseguido solo de guitarra.

La melodía hardrockera vuelve a hacer acto de presencia con "Not Gonna Take Anymore", a través de sus estrofas, las cuales desembocan en un estribillo de clave hímnica plagado de coros efectivos... convirtiéndose descaradamente en el elemento más destacado del tema. Y en esas tesituras melódicas se mantiene "Night Of The Long Knives", aunque en esta ocasión haciéndolo con más dinamismo y con un cierto sabor a los Scorpions en su ámbito instrumental (sobre todo en las partes de guitarra). Hay que apuntar que Michael Kiske continúa demostrando un alto nivel con su inconfundible tono vocal.

Es con el corte "Find Shelter" donde nos podríamos hacer una idea de un futuro Helloween integrando en su formación tanto a Kiske como a Hansen... ya que auna un cierto sonido metalero en su estructura pero sin mirar al pasado, convirtiéndose en una cierta evolución de dicho sonido. Quizás sean divagaciones mias, pero el concepto de fondo no es muy descabellado en relación a lo que el tema propone.

La primera (de las dos) balada del álbum nos llega de la mano de "Blood", y hay que resaltar que, sin llegar a sorprender en demasía, se manifiesta como un muy aceptable y bastante cumplidor tema, de carácter mediotiempista en su desarrollo y compuesto para el especial lucimiento de la voz de Michael Kiske.

Retomando la senda del Hard-Rock melódico se presenta "When The Deed Is Done", suave, de sonido evocador y en parte nostálgico, sin dejar de lado el preciosismo rockero y donde el grupo deja constancia -una vez más- que saben desenvolverse como pez en el agua en este tipo de temas. No se olvidan estos Unisonic de la vertiente más contundente de su propuesta en "Throne Of The Dawn", con sus marcados ritmos de guitarras a lo largo de su minutaje, convergiendo en un hímnico estribillo, y erigiéndose por derecho propio como uno de los cortes destacados de este segundo trabajo del grupo.

Llegamos al final del disco con el efectivo dinamismo que nos sugiere "Manhunter" y la segunda balada "You And I", en clave electro-acústica, y más lograda en su interpretación y en su forma de transmitir sensaciones que el anterior tema lento.

En definitiva, un álbum en consonancia con lo que Unisonic nos ofreció hace un par de años con su debut, aunque incluyendo otras piezas musicales más orientadas al terreno metalero... proponiendo, de esta forma, heterogeneidad a su planteamiento musical y haciéndolo con una palpable clase. Pero, en su conjunto, lejos de convertirse en un digno heredero de los trabajos ochenteros que nos regaló la dupla Kiske/Hansen. Quien sabe si lo lograrán en un futuro próximo...
Critica por: El Portal del Metal

Tracklist:
01. Venite 2.0
02. Your Time Has Come
03. Exceptional
04. For The Kingdom
05. Not Gonna Take Anymore
06. Night Of The Long Knives
07. Find Shelter
08. Blood
09. When The Deed Is Done
10. Throne Of The Dawn
11. Manhunter
12. You And I



viernes, 16 de febrero de 2018

Astralion - Outlaw (2016)



Una vez más Finlandia se hace presente en el mundo del Power Metal melódico. La historia nos ha mostrado que de cuando en vez esta nación es capaz de revelar al mundo combos que a la postre terminan por convertirse en auténticos clásicos para el género, aunque dando una mirada más amplia, sin culpa podemos decir que en general las bandas de este país casi siempre se esmeran en prodigar conjuntos de una calidad de primerísimo nivel. En este caso, Astralion no es que sean unos debutantes, sino que este “Outlaw” corresponde a su regreso al ruedo tras apenas dos años de su homónimo debut el 2014, trabajo que en lo personal me pareció un correctísimo, heredero de aquella temprana etapa de unos Gamma Ray o de sus compatriotas Sonata Arctica, algo que en cierto modo se explica por la presencia del vocalista Ian E. Highhill quien durante la década pasada fue el alma mater de los recordados Olympos Mons, que con una breve carrera dejaron en el camino un par de entretenidos discos para este estilo.

Los amigos fineses lo han vuelto a hacer, y con este “Outlaw” hay que dejar bien en claro que esta gente no busca modificar en demasía sus esquemas para tratar de convencer sobre lo efectivo de su propuesta. A la cabeza siguen estando sus omnipresentes influencias de la escuela escandinava del power metal, con algunos arrebatos teutones a lo Gamma Ray o Freedom Call (sobre todo por las notas a ratos similares de Highhill con mr. Kai Hansen).

 “Be Careful What you Wish For” tiene un inicio algo ralentizado y adornado con unas notas de piano acompañando en el fondo que le dan un aire ciertamente oscuro en los coros y estribillos, y no es sino hasta la última parte en que esta gente tras un quiebre mucho más pantanoso y misterioso en que deciden volver con su consabida fórmula más veloz.

Es recién con “Black Adder” en que sin tapujo alguno descargan una pieza con todo ese irrestricto sello finés del power metal reconocible a la distancia: coros hímnicos, velocidad imperturbable y unos lúdicos teclados acompañando en todo momento en una pieza con todo el sazón que nos evoca a sus compatriotas de Sonata Arctica en sus primeros trabajos tipo “Silence” o “Ecliptica”.

 “Deathpone – Final Destination” viene a poner todo el aire “gammarayesco”, siendo imposible no recordar melodías vocales y líneas musicales como sacadas de trabajos como “Somewhere out in space” o “Powerplant”, y en que salvo por el intrincado y técnico solo del tecladista Thomas Henry, el resto es un respetuoso homenaje a los alemanes en toda regla.

Lo interesante de “Outlaw” es que en todo momento nunca dejan de aportillar con power y más power, bien hecho con arreglos por aquí y por allá que se alejan de moldes tan alineados con sus influjos directos. “Ghosts of Sahara” incorporan algunos detalles de música árabe y unas guitarras totalmente prendidas en fuerza gracias a sus contagiosas melodías. La tónica se mantiene con un speedico y vacilable “Heading West” en donde el batero Arnold Hackman da prueba de una técnica endiabladamente perfecta.

Podrás estar conforme o no con la variedad de melodías que ofrecen, pero dentro de su categoría debe ser uno de los esfuerzos interesantes en el género que nos deja Astralion. Otros ejercicios de velocidad trepidante pueden ser el coreable “Nightmares Never Give Up” con un aire muy lúdico y happy en el trayecto, o en un formato más teatral y uptempo con “Sacrificed & Immortalized”, y más aún con un lúcido y técnico corte como “The Outlaw”.

 Al igual que con “Astralion” el debut, no falta la pieza épica y cinemática que en este caso recae en “The Great Palace of the Sea”, una gigantesca construcción con plenitud de arreglos y melodías que harán que el power metal y sus adeptos sean una vez más los más reconfortados con un tema que resume todos los clichés y armonías que una banda del género debe saber manejar.

Realmente una muy buena continuación de los fineses de Astralion con este segundo álbum. Si no tuviste la oportunidad de oír su anterior placa, bien pueda ser este una excusa perfecta para tomar la iniciativa y acercarse con su consabida pero efectiva propuesta. Critica por: MundoRockHeavy


Tracklist:
1. Deathphone (Final Destination)
2. Black Adder
3. Sacrificed & Immortalized
4. Be Careful What You Wish For
5. Nightmares Never Give Up
6. Wastelands of Ice
7. The Outlaw
8. Ghosts of Sahara
9. Heading West
10. The Great Palace of the Sea


jueves, 15 de febrero de 2018

Majesty Of Revival - Dualism (2016)


Tras algunos cambios en la formación, quedando finalmente como un cuarteto ya ha visto la luz el tercer disco de los ucranianos Majesty Of Revival bajo el título de Dualism.

Ahora que parece que el progresivo es el nuevo estilo de moda en Europa, y todos se apuntan al carro, Majesty Of Revival ha reivindicado su lado más progresivo con este nuevo trabajo. Sus anteriores trabajos se basaban en un juego entre el power y el progresivo. Para Dualism han dejado un poco de lado el power para trabajar más la parte más técnica, que de técnica van sobrados, y se han inmerso en otros estilos. Encontramos temas más pesados y oscuros o sencillamente más basados en el metal progresivo. El resultado son 14 temas nada monótonos y variados que poco tienen que ver los unos con los otros. si eso es bueno o malo, deberá recaer sobre el oyente. Pero hace que el disco sea más denso.

Dimitry Pavolvskly además de las seis cuerdas, o siete u ocho ves a saber, ha pasado a ocuparse de las voces. No pasará a la historia como el mejor vocalista de todos los tiempos ni en ninguna lista de lo mejor del año, pero tiene un tono que me gusta y acompaña muy bien a las composiciones. Se trata de este tipo de vocalistas que suenan muy bien sin tener registros memorables.

Compositivamente se trata de un gran y extenso trabajo. Temas como el inicial "Awakening" que sigue con el espíritu original de la banda, con un estilo próximo a los yankees Symphony X, es un tema tremendo y de hecho considero que es donde la banda más a gusto se siente, aunque quizás sean mis propios deseos los que quieren escuchar temas como este o "Deadlock", más pesado pero con un tinte más oscuro y unos coros épicos que hacen el tema muy grandiclocuente. "Perfection" es otro de los cortes más potentes y rápidos del disco, una pura descarga de adrenalina.

Temas como "Days" nos llevan a unos Majesty Of Revival más sinfónicos y oscuros, rozando el Doom y mucho menos rápidos. "Dualism", que da título al disco encarna muy bien el concepto del disco, un tema de corte progresivo y técnico con infinidad de cambios de ritmo y a su vez con una buena carga épica, como también sucede con "inner Dimension", otro de los temas más progresivos del álbum. Temas como "Failure" pueden romper un poco tus esquemas, bastante mas hard rock pero manteniendo los teclados marca de la casa.

En definitiva que Majesty Of Revival han sacado un disco no tan fácil de digerir como sus dos primeras obras, que más que fáciles, eran más accesibles, pero esta vuelta de tuerca sin duda agradará a los más técnicos y apasionados del progresivo, pero puede distanciar un poco a los que se sienten más cómodos con el heavy/power de siempre.

Sea como sea, un gran disco de nuevo de Majesty Of Revival, que de momento, disco tras disco no defraudan y en estos tiempos que corren eso ya está más que bien.
Reseña por Sergi Arise "Hell"

Tracklist:
1.Deadlock 06:56
2.Awaken 06:14
3.Alive 04:13
4.Inner Dimension 06:14
5.Darkest 04:04
6.Failure 04:33
7.Days 06:00
8.Wolfheart 04:37
9.Tongue 05:26
10.Perfection 03:26
11.When the Night Embrace 04:56
12.Serenity 04:53
13.Dualism 05:06
14.Same Blood 04:50


miércoles, 14 de febrero de 2018

Cromonic - Time (2017)


Cromonic es una banda nueva, conformada por  músicos no tan nuevos, en lo que parece una especie de reunión para recordar buenos tiempos (en los 90's y 2000's tenían una agrupación de cierto éxito que se llamaba Freternia) y que deciden mostrar un disco del más puro estilo Power, llamado "Time", quizás nombrado así por aquello de que todo tiene un momento y se puede demostrar que su música tiene un lugar.



Observando que este trabajo está quedando un poco por debajo del radar de muchos (cosa injusta pero más usual de lo que parece) creo casi un acto de reivindicación comentarlo porque sería una lástima que su calidad y clase pasara desapercibida. "Time" es un disco de Power de hechura europea, ultra melódico y con algunos de los mejores riffs, hooks y coros del género en 2017; una inesperada y agradable sorpresa, emocionante, muy rítmico y divertido, de esos con los que se puede hacer un concierto de air-guitar.

Quien me sigue sabe que mi corazoncito metalero sufre de un período oscuro hace años y se inclina más hacia sonidos considerados generalmente menos 'cómodos' a los que Cromonic muestra, pero es que su songwriting es de alta calidad, junto con su buena instrumentación -sin necesidad de elementos estentóreos-, gran guitarra de algunos elementos Neo Classical y la espectacular voz de Pasi Humppi, a quien descubro con este disco y creo que tiene haberle vendido un pedazo de su alma al diablo para lograr esa voz, heredera de lo mejor del género, a nivel -y recordando- lo que hace Bernhard Weiß de Axxis, banda de más de tres décadas.

Todos los temas del disco son audibles y aunque por momentos alguna canción cae en algunos de los clichés usuales, "Time" va generalmente un poco más allá, mostrando especialmente cinco temas fuera de serie, típicamente del estilo, pero con un atrevimiento casi infantil de perspectiva ultramelódica, una verdadera brisa fresca, una cachetada para quien cree que para hacer Power hace falta hacer también el ridículo, me refiero a Another World, Mental Cry, Paradise, Dragonsong y Tale Of Pain, esta última una canción con una gran guitarra y un coro absolutamente devastador, emocionante a niveles ridículos.

Me encantan las sorpresas sonoras, también me hace creer en el futuro del Metal que músicos de 'juventud extendida' tengan tanta música como la que muestra Cromonic, quienes a pesar de tener sus millas de recorrido mantienen emoción, toman sin pena elementos reconocibles de estilos como el Happy, incluso del True y crean, a su vez, un sonido reconocible y memorable. Estos suecos están mostrando que no es falso que de su país están saliendo algunos de los mejores sonidos recientes.

Para aquellos que quieran reencontrarse con el Power, mostrando una de sus mejores galas, no dejen de pasearse por "Time" de Cromonic.
Reseña por: El Lado Oscuro

Tracklist:
1. Another World
2. Time
3. Tale of Pain
4. Mental Cry 
5. Prophecy 
6. Revenant 
7. Paradise 
8. The Hunt 
9. Dragonsong


viernes, 9 de febrero de 2018

Cryonic Temple - Into The Glorious Battle (2017)


Desde la fría tierra de Borlänge, en Suecia, nos llega el quinto trabajo de CRYONIC TEMPLE, “Into The Glorious Battle”, editado a través de Scarlet Records. Estos suecos, son unos viejos conocidos dentro de la escena power/heavy metal, llevando en activo desde 1996 y uno de los pioneros en introducir el nuevo power metal junto a SABATON y ORPHAN GYPSY en la región nórdica.

Tras una introducción muy épica, “Man Of A Thousand Faces”, pone los primeros coletazos de guitarras dobladas (Esa y Markus), las cuales recuerdan a los toques mágicos de HELLOWEEN, con los que tienen parecidos. Las transiciones y solos de guitarras son espectaculares, con un sonido de la vieja escuela muy europeo, la voz de Mattias, es melódica, cálida y sin estridencias, siempre acompañada por algunos coros y refuerzos como los teclados que el mismo toca. “All The Kingsmen”, tiene un inicio muy potente con un bajo a cargo de Roland y una percusión de manos de Micke “Rapid Fire” muy presentes. Un corte con unas estrofas mágicas y pegadizas desde el principio, que hará las delicias de todos los amantes del power metal.

“Mighty Eagle”, “Into The Glory Battle” y “Flying Over Snowy Fields”, es el trio por excelencia del álbum, tres verdaderos ejemplos de que el metal corre por sus venas; melódicas, con estribillos pegadizos, épicas y batalladoras. Aunque no puedo dejar pasar la más hard rockera de todas, “Mean Streak”, uno de mis temas preferidos del disco, con unas guitarras más rockeras y un estribillo muy marcado, puro heavy metal. Pero como es tradición, la belleza y las emociones también resaltan a flor de piel en los entresijos de este nuevo trabajo y “Heroes Of The Day”, pone un toque emocional muy alto, sobre todo por esos toques de teclados y un estribillo magnifico, de los mejores del álbum, donde la voz de Mattias, se acompaña de los coros del resto del grupo, los cuales dan potencia y remarcan el énfasis. Sin embargo, “The War Is Useless”, es de corte más intimista, con un estribillo también muy álgido, pero sin llegar a la emotividad del corte anterior.

El cabalgar de la percusión y bajo, marcan la estructura de “Can’t Stop The Heat”, un tema muy pegadizo y con luz propia. “Heavy Burden”, otorga un toque de oscuridad y misticismo al conjunto del álbum, con algunas partes novedosas con respecto al álbum, sobre todo en el aspecto vocal, jugando con distintas tonalidades y transformándolo en uno de los cortes destacados del álbum. Una vez hecho este recorrido, CRYONIC TEMPLE, nos muestra su opera magna antes del final del álbum, “Freedom”, un temazo en toda regla. Un tema muy completo, de casi 8 minutos de duración, donde nos enseñan todas sus armas, desde su inicio intimista con la voz y el teclado como aliciente, hasta un estribillo álgido y brillante que aporta luz y coros a su composición. Un medio tiempo que fluctúa y navega entre unos solos de guitarras embriagadores, los cuales no me canso de escucharlos.

CRYONIC TEMPLE, han vuelto con este quinto álbum, para asentarse definitivamente en su status. Calidad, técnica y sentimiento es lo que encontraras en este álbum de power/hevy metal, que no te puedes perder si eres amantes de estos géneros, con “Into The Glory Battle”, “Heavy Burden” y “Freedom”. Reseña por: Juan Angel Martos

Tracklist:
01. The Beginning Of A New Era
02. Man Of A Thousand Faces
03. All The Kingsmen
04. Prepare For War
05. Heroes Of The Day
06. Mighty Eagle
07. Into The Glory Battle
08. The Speech
09. Mean Streak
10. Flying Over The Snowy Fields
11. Can’t Stop The Heat
12. This War Is Useless (Eulogy)
13. Heavy Burden
14. Freedom


Claymorean - Sounds from a Dying World (2017)


Este nuevo larga duración arranca con toda la potencia de The Road To Damnation, donde de frentón nos encontramos con un sonido más pesado y oscuro en los riffs y la base rítmica, lo que se ve aún más reforzado cuando la voz de Dejana Garčević hace su aparición con un tono mucho más grave y menos angelical de lo que nos regalara en la primera placa, haciendo lujo de las dotes “heavymetaleras” de su voz, con un carraspeado exquisito que le da el toque preciso de agresividad a un sonido pesado que ya nos regalan las guitarras de Vladimir Garčević y Uroš Kovačević, es un comienzo que quizás no se esperaba pero que anima inmediatamente a seguir escuchando lo que se viene por delante.

La velocidad baja un resto y nos lleva a un paseo un poco más épico con Old Mountain, quizás hasta con un toque más folk que se siente refrescante y muy bien ejecutado, aquí la batería tiene mucho más juego y permite que la voz de Dejana se acomode cual canción de cuna en las estrofas, con una guitarra simple y liviana que permite sea la voz la protagonista hasta que llegamos al puente, donde todo el Metal vuelve y la dulce Dejana se convierte en toda una guerrera llamando a la batalla para dar paso a un coro melódico y estilizado. Este tema tiene la particularidad de viajar por pasajes tan distintos entre sí que se disfruta en cualquiera de sus momentos, especialmente gracias a esas diferencias de ritmos. Sin lugar a dudas uno de los momentos más altos de la placa.

Esto continúa con Cimmeria, la que nuevamente arranca con riffs pesados y lentos, acompañados de líneas exquisitamente definidas del bajo de Goran Garčević. Ahora Dejana se permite ser potente y melódica a la vez, mostrando toda su tremenda calidad vocal mientras las guitarras nos regalan unos riffs de muy alto corte y, en la mezcla, se logra un himno de Power Metal guerrero sin necesidad de acudir a la agresividad, algo que no siempre se logra. Distinción aparte para la sección de solos donde la guitarra de Vlad “Invictus” Garčević se luce indiscutiblemente y para el final a dos voces de Dejana, como se dice por allí: un “manjarsh”.

Lo siguiente ya lo conocimos pues fue el primer single de este trabajo y hablamos de Blood-Red Shield. Un comienzo por todo lo bajo de la velocidad, del ritmo y de los ánimos en general, donde nuevamente podemos disfrutar la “versión angelical” de la voz de Dejana, quien se luce además al cambiar, junto a la música, su cadencia y potencia. Sin aumentar prácticamente la velocidad y casi manteniendo la base rítmica inicial todo cobra potencia y peso, con las guitarras haciendo un juego exquisito entre riff y punteo, con una base melódica tan delicada como oscura, la que sufre un quiebre a los tres minutos para agregar mayor agresividad al trabajo pero manteniendo ese ritmo lastimero, el que sólo se ve ligeramente acelerado por el solo de la guitarra.

Súbitamente volvemos a la potencia con Rage Of The White Wolf, la que recuerda en su comienzo un poco a algunos pasajes de TÝR, lo que se diferencia inmediatamente cuando nos regalan todo su Heavy Metal, quizás en honor a un lobo cazador, con una velocidad que levanta todos los ánimos, una Dejana acompañándonos con su voz melodiosa a través de este paseo hasta que post coro nos lanza de esos gritos que nos recuerdan el llamado a la batalla que estamos escuchando. Recordándonos que esto se trata de “fire and blood”, que la rabia no se acaba tan fácilmente y la música de estos serbios nos mantiene siempre alertas. Un acierto musical por donde se le mire.

The Final Journey tiene un pequeño problema y es que, al comenzar, te parece que acabas de escucharla porque tiene cierto parecido a Old Mountain. No es un autoplagio ni nada parecido, tienen importantes diferencias pero pareciera que la estructura es tan parecida que a la simple escucha da la impresión de repetirse el sonido. Fuera de eso, una vez superada la parte introductoria nos dejamos caer de lleno en Heavy del bueno, manteniendo todo el rato un estilo tradicional que en vivo simplemente debe romper cuellos al momento del coro porque es uno de los temas más gancheros de la placa, que te llama a cabecear y dejar el alma cantando “last song of countless voices, last breath of ancient home”, antes del tremendo coro, otro punto notablemente alto de este trabajo, a pesar del detalle inicial.

Ya casi terminando este corto recorrido nos vamos a las profundidades de la locura y la soledad con Blackest Void, casi un saludo a la inmortal Black Sabbath de los viejos de Birmingham. Un toque tan oscuro como pesado que se ve quebrado por la voz de Dejana, quien de a poco va levantando la potencia de su voz manteniendo esa estructura “sabbathica”, que se disfruta de una manera impresionante porque, aunque el oído pueda asimilarlas, en ningún momento da la impresión de ser una copia o plagio y, encima, el coro nos transporta como por sobre ese vacío para que lo podamos ver desde arriba y nos deja caer nuevamente al centro de él, donde nuevamente la voz de Dejana nos arrulla y continúa con el viaje. Si bien es una de las piezas menos Heavy Metal de la placa, es tan melódica y rítmicamente exquisita que cuando llega el solo de Vlad ya estamos totalmente entregados al vacío y ya nada puede evitar disfrutarlo con todo…

Y como nada termina hasta que termina, los serbios nos regalan un cover a Cloven Hoof y, es así, como terminamos este trabajo con Astral Rider. Levantando todos los ánimos y sensaciones adormecidas con el tema anterior, ahora con una dosis de puro Heavy Metal que levanta a cualquiera. Una patada en la cara para que cualquiera que se haya quedado pegado en el “vacío más oscuro” vuelva a la realidad con toda la potencia que Garčević y Kovačević nos pueden regalar, especialmente a la hora de los solos que es el momento más metalero del tema, los solos más cancheros de toda la placa, simplemente un cierre de tremenda factura tributando a unos grandes del Heavy Metal clásico, dejando claro que estos muchachos son los “nightriders on the astral planes” y nos seguirán regalando tremendos momentos de Metal.

Con sólo cuarenta minutos CLAYMOREAN se conforma y nos regala un tremendo registro, mostrando una evolución importante e interesante desde su anterior placa (y más aún si consideramos la historia anterior de la banda), donde nos encontramos con más variación de ritmos, con líneas vocales considerablemente maduras y serias, con guitarras mucho más confiadas y seguras, donde ya no hablamos sólo de una banda de un pequeño país que sólo promete mucho sino que podemos disfrutar toda su potencia y calidad compositiva. Reseña por Powermetal.cl

Tracklist:
1.The Road to Damnation
2.Old Mountain
3.Cimmeria
4.Blood-Red Shield
5.Rage of the White Wolf
6.The Final Journey
7.Blackest Void
8.Astral Rider (Cloven Hoof cover)


jueves, 8 de febrero de 2018

Twilight Force - Heroes of Mighty Magic (2016)


Descubrí Twilight Force poco después del lanzamiento de su primer álbum en 2014. Para mí, fue mi álbum favorito de ese año. "Heroes of Mighty Magic" definitivamente va a estar en mi top 10, pero no tan alto como me gustaría, por una razón: la producción. Todo el álbum está entubado en un eco que elimina gran parte de la potencia de los instrumentos. Las guitarras suenan débiles, la batería suena plana, y las voces suenan como si estuvieran grabadas en una presentación en vivo. Ni siquiera puedo escuchar un bajo debido a la cantidad abrumadora de barreras orquestales dentro de cada canción.

Realmente me gusta este álbum. Cada canción personifica lo que anhelo cuando quiero power metal realmente cursi. "Riders of the Dawn" tiene un coro que me da ganas de voltear mi escritorio y gritar, "¡Mierda, sí!" "Battle of Arcane Might" también tiene un gran coro mezclado con arreglos orquestales gloriosamente cursis. "Powerwind" es una de esas canciones que es genial durante toda la canción y se siente cargada de emoción. Cada canción suena rica y siento que siempre está pasando algo. 

Chrileon tiene algunas voces absolutamente impresionantes. Se mueve alrededor de la gama alta en su mayor parte y de vez en cuando se vuelve supersónico. Definitivamente no tiene que esforzarse para alcanzar esos tonos altísimos. Me gusta la batería, pero siento que a veces es un poco repetitiva. En su mayoría mantiene a las canciones en  un ritmo vertiginoso. Rara vez noté a las guitarras en una posición destacada. Los riffs definitivamente no se destacan. Este álbum está fuertemente dirigido por las voces. Las guitarras están tan enterradas en la mezcla que solo se notan en solos, donde suenan como si vinieran desde un kilometro de distancia debido al eco.

En general, realmente amo este álbum pero odio la producción. Realmente espero que elijan una dirección diferente para el próximo álbum en lo que respecta a la producción.

Tracklist:
1. Battle of Arcane Might (05:06)
2. Powerwind (05:16)
3. Guardian of the Seas (05:38)
4. Flight of the Saphire Dragon (05:40)
5. There and Back Again (10:13)
6. Riders of the Dawn (03:43)
7. Keepers of Fate (05:37)
8. Rise of a Hero (05:12)
9. To the Stars (05:32)
10. Heroes of Mighty Magic (09:55)
11. Epilogue (06:39)
12. Knights of Twilight's Might (01:45)


Sonata Arctica - Pariah's Child (2014)


Sonata Arctica vuelve con su nuevo trabajo discográfico, un disco muy logrado con un toque muy fresco y trazas experimentales en varias canciones. Si el trabajo anterior Stones Grow Her Name nos dejó con un sabor de boca un poco amargo, este nos sorprende gratamente.

“The Wolves Die Young” es el primer sencillo y lo describiría como todo aquello que representa Sonata Arctica y que recuerda a su discografía más temprana: melodías vibrantes, guitarras feroces, y la voz de Tony sublime. “This is the day when the wolves die young; they’ll never see a new midnight sun”. “Running Lights” es una canción muy rápida, en la que Tony demuestra su capacidad vocal en todo su esplendor; el estribillo es bastante sinfónico y melódico acompañado de una base de guitarras que van aumentando de ritmo. Tras dos canciones ya nos daremos cuenta de que este disco suena mucho a Days of Grays.

“Take One Breath” sigue el estilo de las anteriores, más rápida si cabe, el trabajo de guitarra es espectacular, aunque la parte sinfónica/teclados queda un poco de lado hasta el bridge donde hace acto de presencia. Siguiente, “Cloud Factory”, es una canción muy experimental donde se ve que la banda ha estado jugando con varios sonidos que funcionaran para poder añadirlos a su firma característica. El estribillo es de lo más pegadizo que nos encontraremos en el disco e incluso tiene un toque parecido a Mago de Oz, curioso.

“Blood” es todo un himno que “aúlla” Sonata Arctica por todas partes. También experimenta incluyendo partes habladas y sonidos de lobos aullando al principio de la canción. Perfecta para que la gente se vuelva loca en los conciertos ya que tiene mucho potencial y tiene muchos cambios de ritmo.“What Did You Do In The War, Dad” es una obra maestra que va en crescendo. Empieza con Tony marcando unos versos con una voz muy frágil y a medida que se va desarrollando explota en un estribillo increíble: rápido, etéreo, y con unos teclados fantásticos. Por otra parte, “Half A Marathon Man” podría ser una canción de Edguy perfectamente, ¡me faltó que incluyeran a Tobias!
Reseña por: David Juarez

Temas:
01.The Wolves Die Young
02.Running Lights
03.Take One Breath
04.Cloud Factory
05.Blood
06.What Did You Do in the War, Dad?
07.Half a Marathon Man
08.X Marks the Spot
09.Love
10.Larger Than Life